Testimonio de Carmen Poza Murillo, 53 años. Auxiliar Administrativa, vive en Barcelona

Foto de mujer sonriendo, satisfecha

Mi experiencia con mi Coach, mi ángel, mi salvadora M. Carmen, ha sido muy gratificante, una genio, sin duda.

Empecé con ella estando muy perdida como persona, me sentía que no era yo, que en mi interior algo no iba bien, cargaba con demasiadas mochilas, unas mías, otras ajenas, demasiado peso, no podía más... Sabía que M. Carmen era coach (había oído hablar del coaching pero no sabía muy bien cómo iba).

Ella y yo nos conocimos por esas casualidades de la vida en nuestro cotidiano día a día de ir al trabajo en metro "benditas casualidades". Aun me acuerdo de nuestra primera sesión, salí con tan buena energía, con ganas de trabajar en mí, de recuperar el tiempo perdido dedicándome a otros y cero en mí, de sacarme peso de encima...recuerdo que después de haber estado hablando y hablando las dos sin parar, cosa que fue fácil ella lo hace así, no te cuestiona, no hay juicios, reproches, esos miedos de "como empiezo a explicarle" al final de la sesión ella me hizo la gran pregunta…

- ¿Qué quieres conseguir y que trabajaremos juntas?

- Le conteste:" Estar bien conmigo misma"

A día de hoy puedo decir que lo "hemos" conseguido, digo hemos porque sin ella no sé si hubiera sido posible, sé que es un trabajo individual y que hay que poner todas las ganas del mundo por ir hacia adelante, pero sin las herramientas que ella te proporciona, hubiera sido imposible. Solo tengo palabras de agradecimiento, gracias gracias gracias y mil más por haber estado siempre a mi lado, por esas súper sesiones, tu energía positiva, tu fuerza y tu saber estar. Hasta siempre mi ángel de luz.

 

Carmen Poza Murillo. Auxiliar Administrativa, 53 años, vivo en Barcelona.